VEINTICINCO SEMANA DEL TIEMPO ORDINARIO

28 febrero 2013

Qué es Control Inteligente del Azúcar?

Salud Buco-Dental | Dra. Alma Galán. ¿Qué es el CIA en odontología? Al empezar un nuevo año, hay muchas esperanzas y expectativas para cambiar. Hay muchos proyectos y metas. Todo ser vivo debe estar en constante cambio, de lo contrario no es un ser vivo. Por eso debemos estar receptivos (as) para dar los pasos necesarios para, como cristianos y como seres humanos, debamos dar, por una familia y una sociedad saludable en todas las areas. Es necesario que vayamos introduciendo cambios significativos en nuestras culturas y costumbres, y uno de los cambios deberá hacerse en la forma de alimentarnos. El CIA es el Control Inteligente del Azúcar. Y es indispensable que lo podamos introducir en nuestro sistema de costumbres, en nuestras familias, como una forma de controlar enfermedades tales como: la Obesidad, la Diabetes, la Hipertensión, el Colesterol y Triglicéridos altos, en fin, un sin número de enfermedades sistémicas que nos llevan a padecimientos crónicos y muchas veces a la muerte. Y sin obviar estas enfermedades, podemos mencionar las CARIES como una enfermedad que procede directamente de la falta de higiene y de un excesivo y descontrolado consumo del azúcar. Anteriormente hemos mencionado la Caries Rampante, la cual se caracteriza por invadir todos o casi todos los dientes y molares de niños y niñas en su dentición temporal (dientes de leche) hasta dejarlos destruidos por completo; pero también son afectados los dientes permanentes cuando no es erradicada la costumbre o el mal hábito del uso y abuso del azúcar como un medio de alimentación para el infante y el resto de la familia. Las caries, a pesar de ser mantenidas por bacterias, empiezan con una descalcificación del esmalte. Nos hemos acostumbrado a dar jugos y leche endulzada a los niños desde que nacen, sin saber que los estamos llevando a padecer de enfermedades que aunque no les quiten la vida, los van a condenar a llevar una mala calidad de vida. Recuerdo que en mi familia, siendo niña, veía que cuando no había azúcar para la mañana siguiente, era una urgencia de que en la madrugada había que ir al colmado más cercano para comprarla, pues ninguno de nosotros tomaba nada sin el dulce. Así tambien, cuando empecé a tener mis hijos, estaba llevando la misma tradición, hasta que en un curso de Odontopediatría nos hablaron del CIA y me percaté del daño que les estaba haciendo a mis dos hijas. Para empezar, no les endulzaba las cosas y fueron aprendiendo a encontrarle el gusto a las cosas con su dulzor natural, no les compraba ni les tenía en casa refrescos, ni caramelos, ni nada con azúcar que pudiera llamarles la atención. Sólo consumian azúcar cuando asistían a un cumpleaños o fiesta de algun amiguito (a). Hoy día, mis hijos (y sobre todo los dos más pequeños) consumen poco azúcar, son más saludables, tienen menos propensión a caries y, llevan un estilo y calidad diferente de vida. En este tiempo debemos introducir nuevos cambios que nos lleven a una mejor vida fisica, mental y espiritual. Y aunque tengamos que renunciar a mitos y costumbres pasadas, debemos hacerlo por nuestro bienestar y por el de nuestra familia. Hay un principio del vacío de Joseph Newton que consiste en DESAPRENDER PARA APRENDER MAS. En la medida que vaceamos nuestra mente de mitos, costumbres, palabras y acciones que nos dañan, tendremos espacio disponible para entrar en ella las informaciones saludables que nos llevarán a la plenitud y a la felicidad. Dios nos creó para que seamos sanos, libres y felices.

0 comentarios :

Publicar un comentario

Gracias por participar con tu comentario